domingo, agosto 25, 2013

+ Algún día tu camiseta será mi pijama.
- ¿Ah si? Pensaba que ya lo era.
+ Claro, pero algún día será mi pijama oficial.
- Jajajajajaja, entonces, ¿ahora que és? ¿Provisional?
+ Sí, ahora es para los días que me despierte contigo, que no son todos. Es para días provisionales, para los que me apetecen.
- A ver, explícame eso jaja.
+ Pues, que cuando estemos juntos, realmente juntos. Me dormiré con una de tus camisetas de chándal. Y cuando me despierte, iré corriendo a tu armario y me pondré alguna camisa, aunque no la llevarás la noche anterior, y quizás te la arruge. Pero no te importará. Me inundará el olor de tu camisa todas las mañanas, y cuando me abraces por la cintura me dirás que huelo a una mezcla entre los dos, y al final tu acabarás igual. Y nos besaremos muchisimas veces, y nunca me dirás que me quieres, pero me lo demostrarás todos los días. No me enfadaré si no me dices las cosas, porque sé que no eres del tipo de chico que las dice. Y sabré muchas cosas de ti, pero descubriré más. Y te prometo, que si algún día nos cansamos de ello, serás un final feliz en todos los sentidos.




Reacciones:

2 comentarios :

  1. Me parece un texto precioso, porque tienes razón los chicos de hoy en día no son de expresar sus sentimientos en voz alta, pero algunos quedan que los demuestran, como el de tu texto.
    Besos, Amanda.

    ResponderEliminar
  2. Que bonito :') eso seria un amor perfecto :D
    besoos

    ResponderEliminar

Siril Blog Template. Con la tecnología de Blogger.

Opt-in Form (Do Not Edit Here)