viernes, mayo 01, 2015

+ ¿Y qué quieres?
- Nada.
+ Vaya,  no coincidimos.
- ¿Tú que quieres pues?
+ ¿Yo? Todo. Lo quiero todo. Hasta la luna. Hasta tu mente.
- ¿Mi mente? Va a ser que no.
+ Ya te la robaré tranquilo.
- ¿Sabes que no estamos juntos, no?
+ Te he dicho que te robaré la mente, no que me vaya a casar contigo. Te he confesado un delito y tú me vienes con compromiso.
- Ah vale.
+ De verdad, ¿quién te ha dicho a ti que quiera más?
- No sé, pensaba...
+ No pensabas. No quiero nada más de ti. Me gusta tu mente porque es retorcida y atractiva. Me gusta porque me ha conquistado. Lo que no me gusta es el cabrón que la acompaña. Lo siento. Tú no quieres nada. Pero yo menos. Quiero ver cómo piensas, no como sientes.
Reacciones:

0 comentarios :

Publicar un comentario

Siril Blog Template. Con la tecnología de Blogger.

Opt-in Form (Do Not Edit Here)