jueves, enero 09, 2014

No entiendo por qué no se emocionan. ¿Qué sentido les falta en la sonrisa? No entiendo como pueden mantener la misma cara cuando escuchan una canción asesina. Como pueden mantenerse serios sin sacar una mínima sonrisa de satisfacción al recordar algo junto a la música. ¿Qué no sienten? ¿No sienten la música? ¿No les fluye? Supongo que hay gente para todo, pero la música debería ser común. La música debería ser un recurso en los momentos de dispersión, algo colectivo que uniera con lazos. No entiendo por qué no se emocionan al ver que la letra coincide con su vida. Por qué no sonríen cuando las notas musicales se les cuelan estrepitosamente por la mente, sin cesar. ¿Qué piensan? ¿Qué piensan en ese momento? ¿Es que no la sienten? ¿Es que no sienten la música de la felicidad? ¿No les trae algún recuerdo? No reconocen los acordes de su vida en las canciones. Se quedan inertes ante una gran bomba. Una bomba que estalla en pentagramas y siete notas musicales con tonos agudos y bajos. No entiendo qué se les pasa por la cabeza, cuando suena esa canción que les encanta, y no les entran ganas de llorar porque es su vida. No entiendo porque no sonríen cuando suenan canciones que les han ayudado más que nadie. Ya sabíamos que no escuchaban y nos pusimos a escribir, pero, ¿va a hacer falta escribir  la música también?
Reacciones:

0 comentarios :

Publicar un comentario

Siril Blog Template. Con la tecnología de Blogger.

Opt-in Form (Do Not Edit Here)