lunes, febrero 18, 2013

Querido anónimo:


"Me canso de escribirte, porque ya pasas suficientes veces por mi cabeza. Pero es que cada día me salen nuevas cosas que decirte, para que veas que existo. Ya no son las ganas de tenerte o besarte, si no que te quiero. Que te quiero de todas las maneras que podría. Porque no me importa lo diferente que seas. Eres increíble. En todas las partes y sentidos en las que mis palabras pueden dirigirse. Y sé, de sobras, que no te gustan las ñoñadas ni las cosas cursis. Quiero estar contigo, ya sea tumbados en las nubes o rozando el suelo. Quiero estar contigo, no cada segundo que tenga pero si lo posible. Y qué decirte más que un poco de todo. O que alguna vez leas esto que te escribo, y me comprendas. O que alguna vez hagas todo lo que dices o planeas. No sé si seguiré estando aquí cuando vengas, ni siquiera ni si vendrás. Retumbas repetidamente en mis recuerdos, continuamente, sin cesar. Y cada vez que te pienso sonrío, inevitablemente. Como si fuera otro movimiento involuntario. ¿Hay algo más que quieres que te diga? Porque necesito decirte muchas cosas, que tal vez no puede leer la gente. Te voy a repetir todo lo que dices sobre mí, y tus comentarios extraños cuando estas un poco, bueno, mal. Pero querido amor inconfundible, aquí tienes a alguien que te quiere."

Reacciones:

0 comentarios :

Publicar un comentario

Siril Blog Template. Con la tecnología de Blogger.

Opt-in Form (Do Not Edit Here)